Bogotá: ciudad llena de conocimientos sobre las plantas medicinales

Se encuentran presentes en la cotidianidad de la capital, es así como en la Plaza 7 de agosto, dichas plantas son comercializadas y usadas de diferentes formas, incluso la Verbena comúnmente se le atribuye que calma a los niños rebeldes, así lo menciona, Martha Quintero, comerciante de la plaza.

De igual forma, Laureano Monroy, agricultor Urbano nos cuenta su historia con las plantas curativas, pues han estado presentes toda su vida, siendo campesino boyacense, sus conocimientos aún perduran.

Por una cultura de paz!